Vestidos niña ceremonia

Los vestidos ceremonia niña de Nené Canela son prendas pensadas para asistir a eventos de cualquier tipo, ya sean comuniones, bautizos o bodas que requieran de un vestir elegante y exclusivo.

Lo primero que te queremos contar es que todos nuestros diseños son creaciones originales nuestras, están hechos a mano, íntegramente en España, con tejidos de la más alta calidad procedentes de la UE fabricados con procesos respetuosos con el medio ambiente por empresas comprometidas con las mejores condiciones laborales para sus trabajadores, y además producimos muy poquitas unidades por cada talla, de manera que son siempre diseños muy exclusivos. 

vestidos ceremonia niñaPara la pequeña que protagoniza la celebración se trata de su primer vestido niña ceremonia real de auténtica princesa, una creación muy especial y cuyo recuerdo perdurará para siempre. Sin embargo todas las demás niñas que asisten como invitadas no pueden ser “menos princesas”.

Sin duda todos estos eventos suponen un gran gasto en la economía familiar: regalos, viajes y alojamiento, gasto en peluquería y estética y por si fuera poco a veces suponen la compra de vestidos ceremonia niña, zapatos a juego y complementos que solamente van a ser usados para ese momento, porque a diferencia de los adultos los niños crecen.

Y aún encima, transcurrida la ceremonia oficial, los niños son por encima de todo niños y como no podía ser de otra manera les encanta jugar, con lo que transcurridos unos minutos ese look perfecto ha dejado de serlo: lazos perdidos, leotardos de “color suelo”, manchas de grasa en el antes estupendo e inmaculado vestido niña ceremonia… acaba de transformarse de princesa Disney a princesa guerrera.

Claro que si merece la pena arreglarse un día y estar guapos toda la familia pero con nuestros vestidos ceremonia niña no tendrás que renunciar a volver a darle uso a la prenda, sino que le podrás mucho partido toda la temporada. Se trata de diseños en los que la elegancia recae precisamente en su sencillez, y esa misma simplicidad hace posible que el vestido niña ceremonia se transforme en una prenda de uso frecuente.

Para nosotros un vestido ceremonia niña es bueno si funciona con diferentes looks.  Cuanto más recargado sea el vestido mucho más difícil que se pueda combinar de diferentes formas. Normalmente los diseños más recargados se estudian para una única propuesta. Además sacrifican comodidad por “imagen”. El éxito de la duración en el tiempo de las principales firmas de moda radica en la sutil y elegante sencillez de sus diseños que plantean sus looks de vestido niña ceremonia de una forma muy básica. Podrás ver que gracias a esa característica son capaces de combinar un elegante diseño  con el que podrías asistir a los Oscar de Hollywood con un abrigo de piel o con una cazadora vaquera, e igualmente brillar.

Por eso has de buscar diseños que basen su propuesta de elegancia en la sencillez y no en la excesiva ornamentación.

Además en los diseños infantiles hay un elemento que nunca puede faltar: “funcionalidad”, y eso se traduce en la capacidad de una prenda para adaptarse al estilo de vida del niño. Un patrón bien estudiado (ver nuestro artículo de cómo elegir la talla de vestido de niña adecuada donde hacemos mención a este hecho) además de lograr que los vestidos ceremonia niña sienten bien debe permitir una libertad de movimientos adecuada a su actividad normal.

Podrás observar que algunos de nuestras propuestas más elegantes son ideales para este tipo de eventos, pero además, combinándolos con los complementos casual apropiados, tendrás la oportunidad de usarlos una y otra vez en situaciones mucho más cotidianas, como una tarde de paseo o una sencilla cena familiar sin que parezca que llevas a la pequeña “demasiado cursi” con un vestido niña ceremonia y por tanto  fuera de lugar.

Al fin y al cabo la elegancia trata de eso, de llevar la ropa adecuada para cada ocasión.

Te recomendamos que para vestido ceremonia niña elijas colores sencillos, para que destaque por sí mismo y no en base a su dibujo, estampado o colorido, lo que hará que al pasar más desapercibido sea fácil “reeditarlo” y que parezca otro con una nueva combinación de complementos. Los estampados demasiados geométricos o recargados  dificultan la posibilidad de combinarlos. Pero ojo, sencillos no significa que no puedan ser alegres, de hecho un vestido ceremonia niña debe serlo: rosas, azules celeste, blancos o con pequeños motivos básicos como lunares o rombos e incluso  con estampados florales son clásicos de permanente actualidad.

Un pequeño consejo es elegir vestidos cuyos adornos y complementos sean desmontables, como los nuestros, así, además de facilitarte suprimir o usar estos elementos en función de la ocasión, e incluso colocarlo en la parte del vestido o de su pelo que más te guste, podrás retirarlos durante los lavados y plancha con lo que conservarás más fácilmente el vestido ceremonia niña en perfectas condiciones.

Y en esta línea te recomendamos que te conviertas en una experta en complementos. Nada da más vida y versatilidad a un armario que un buen surtido de complementos. Para tu pequeña y su vestido niña ceremonia los complementos serán su mejor aliado: un lazo, unas horquillas, un pañuelo, pero siguiendo el mismo criterio menos es más centra la atención en uno de ellos, e incluso si tienes que vestir al hermanito basta con tener una camisa o pantalón básico y combinarlos con un complemento a juego. Nosotros solemos dar un pequeño toque a la ropa de ellos, de manera que el mismo tono o alguna de las telas empleada en los vestidos ceremonia niña esté presente en los puños, el ribete del bolsillo de la camisa o pantalón e incluso en la zona interna del cuello. De esta forma la prenda funciona tanto de forma independiente como conjuntada con el vestido niña ceremonia.

Vestidos niña ceremonia y tendencias de moda infantil

Y si sigues las tendencias de moda en general y de moda infantil y además eres de las más atrevidas ponte en contacto con nosotros y te daremos propuestas para combinar esos vestidos niña ceremonia no con las tradicionales bailarinas, aunque con ellas conseguirás un toque clásico con el que acertarás siempre, por supuesto, sino con unas deportivas por ejemplo, consiguiendo un look sporty chic de rabiosa actualidad. Podrás llevarla muy coqueta a la ceremonia y después hacer gala de la versatilidad del modelo cambiando su look para que disfrute del evento y pueda jugar con sus primos y amigos, ya que eso es lo que ella realmente quiere. Y si te atreves a “crear tendencia” luce directamente el estilo sporty chic: Tu pequeña no solo estará preciosa sino encantada de poder lucir un modelo como las más mayores y estar supercómoda, y te podemos asegurar que esa combinación cumple las más altas exigencias del vestir de etiqueta para vestidos ceremonia niña, combinando elegancia y funcionalidad a la perfección.

  Y ¿Qué te parecen unas botas camperas? Otra rompedora propuesta para no dejar a nadie indiferente con un vestido niña ceremonia transformado para un uso más casual. Nuestros diseñadores no paran de darnos propuestas y sugerencias de looks fantásticos, todo depende de hasta donde quieras llegar.

Y además de todo esto tan solo nos queda decirte que  lo compras cómodamente a través de nuestra tienda online y te lo llevamos rápidamente a casa sin costo añadido para ti. Podemos ayudarte a elegir la talla o el color ideal para tu peque y hacer los cambios que necesites, y si finalmente no decides devolverlo no habrá ningún problema gracias a nuestra garantía de satisfacción total.

ropa bebe niña ropa de bebe niña